Close

Poker School

How To Lay Down (Fold) A Big Hand In Poker | partypoker659.com

Los buenos jugadores saben que a veces hay que rendirse con buenas manos. Esta sección explica cómo y por qué:

Una cosa en que están de acuerdo los entusiastas del poker, sin tener en cuenta la experiencia, es que odian tener que retirarse. No se trata tanto de que nos eliminen con una mano débil lo cual ya es irritante, sino dejar una buena mano de cartas que sabemos tiene potencial.

Para mantenerle al día, cuando un jugador habla de "rendirse" se refiere a retirarse con una mano que podría haber ganado. Lo que pasa es que una buena mano no es invencible. Puede tener mucho potencial hasta el momento de revelarse el flop, el turn y el river y las nuevas cartas crean nuevas formas de derrotarle.

Más cerca del juego looser y agresivo, retirse con una buena mano es un arte en extinción. Hace tiempo los jugadores de poker eran más precabidos y menos tendentes a arriesgarse a igualar, ya que una mano marginal no merece la pena jugarse. El potencial de ganar puede a veces oscurecer nuestro juicio y distraernos de los signos que deberíamos leer para mejorar las posibilidades de un día ser ganadores, por lo que quizás debamos apreciar el arte de rendirse.

La sensación

Sabe que a veces tenemos premoniciones de que algo no va bien, ¿no? Los jugadores de poker las tienen durante las partidas. Está sentado en una mesa y siente algo raro en su estómago y la molestia en su mente diciéndole que sus cartas no corresponden con las de los demás. ¿Lo ignora e intenta olvidarlo o se retira antes para eliminar cualquier riesgo de pérdidas?

Los jugadores de poker se refieren a esto como la "sensación", pero en palabras sencilla es el subconsciente de las experiencias anteriores que le recuerda de las consecuencias potenciales. Lo que haga con esa información depende totalmente de usted.

Los mejores jugadores son los que siguen estos instintos y se retiran con tiempo.

Signos del peligro

Si no es bueno leyendo los signos del peligro, no está solo. Aparecen en los movimientos más sencillos, y pueden ser su perdición si no los detecta rápidamente.

¿De qué movimientos debe estar pendiente? Bueno, para comenzar, apostar con la intención de subir (check-raises) y las mini-subidas tienen el signo de neón parpadeando con la palabra "advertencia". Y una mano con el potencial de ser la mejor (los nuts) tampoco se debe tomar a la ligera. Si duda sobre el potencial del peligro, quizás debe pensar sobre antes del flop. Si igualan cuando esperaba que subieran (flat-call) y luego hacen check-raise en un flop de bajo a mediano, hay muchas posibilidades de que tenga una pareja en la manga.

Puede determinar mucho sobre el valor de las cartas de un oponente según el número de fichas que apueste, indicándole si su cartas merecen igualar la apuesta.

En el momento de aparecer el river se debe hacer una pregunta: ¿Tienen realmente alguna mano con ese valor alto o están faroleando? Siempre existe la posibilidad de que derroten su mano.

Ciencia oscura

Decidir qué hacer durante una partida puede facilitarse si combina sus instintos con la ciencia del poker.

Suena más complicado de lo que realmente es. Echemos un vistazo a algunas decisiones pre-flop. En no-limit Hold'em, las mejores rendiciones ocurren pre-flop, a pesar del hecho de que el jugador ha recibido una mano inicial decente. ¿Por qué? Porque les impide perder muchas fichas de una vez.

Puede ser escéptico de este tipo de maniobras. ¿Por qué no esperar hasta después del flop si tiene una buena mano inicial? Mayormente este tipo de decisión se basa en la cantidad de fichas que tiene. Está claro que los problemas pueden surgir con las apuestas pre-flop con una mano decente pero no impresionante. Si abre subiendo con una mano como 10-10 o J-J y acaban haciéndole un re-raise, es una decisión muy importante.

Y luego, aunque sea muy tentador igualar la re-raise y esperar que el flop le ayude, puede acabar en una trampa. Por ejemplo, imagínese que iguala un re-raise con 10-10 y el flop es 7-4-2, es muy probable que sus fichas sean mejoradas por una mano mejor porque el valor es bajo. Por eso se alegrará de retirarse pre-flop.

Probabilidades, igualo

El tema de las probabilidades del bote: ¿Diría que son muy importantes para el proceso de rendirse correctamente? La respuesta es si, muy importante, aunque le sorpenderá cuántos jugadores ni siquiera las consideran. O las usan correctamente.

Para explicarlo, cuando se acaban las apuestas, generalmente en el river o cuando el dinero va all-in, ese es el punto en que debe calcular las probabilidades del bote. La idea es compare las probabilidades con las oportunidades de que su mano sea buena. Quizás también sea ventajoso compararlas con la gama de manos que otros jugadores puedan tener. Si las probabilidades son buenas, puede decidir igualar. Si no son tan buenas, rendirse sería lo mejor.

¿Sigue confundido? Imaginemos que juega contra un jugador predecible que iguala mientras usted apuesta por una combinación de doble pareja:

  • En el river llega una carta del color, así que usted pasa y el apuesta
  • El bote es 7,000 y el apuesta 3,000, con lo que usted tiene que igualar 3,000. Si ganara recibiría 10,000. Las probabilidades del bote son 3.333/1, es decir, el 30%.

Debe decidir si su doble pareja tiene un 30% de posibilidades de ser buena o un 30% de posibilidades de ser mala. Si le tuvieramos que aconsejar, la mejor situación en esta situación sería rendirse contra el jugador predecible. Más vale prevenir que curar.

El poder del razonamiento

Todos los jugadores de poker comprenden lo difícil que es decidirse a rendirse. ¿Y si se rinde con la mano ganadora? Por eso las probabilidades del bote, el instinto y la lectura de las manos es tan importante para hacer las deducciones correctas. Recuerde no permitir que ni la mesa, ni las probabilidades ni los jugadores le intimiden, ya que afectaría las decisiones que tome. No hay que avergonzarse por retirarse, no si ahorra las fichas para luego.